2604 Nolensville Pike, Suite C. Nashville, TN. 37211
(615) 781 6881
help@clgtn.com

Parte del muro sería pintado de negro, como quiere Trump

Created with Sketch.

Parte del muro sería pintado de negro, como quiere Trump

Más de 128 kilómetros de muro fronterizo serían pintados de negro tras presión de Trump

La administración de Trump está considerando pintar de negro más de 80 millas (128 kilómetros) de muro fronterizo en Texas, según funcionarios de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés).

La medida está en línea con el impulso del presidente Donald Trump para pintar las barreras que podrían costar decenas de millones de dólares adicionales.

A principios de este año, CBP, que supervisa la construcción del muro fronterizo, dijo que estaba probando el revestimiento negro a lo largo de algunas secciones de la frontera con México en un esfuerzo por evaluar los beneficios operativos.

Eso podría extenderse a 82 millas (131 kilómetros) en el Valle del Río Grande y Laredo, Texas.

Funcionarios de la agencia le dijeron a CNN que el recubrimiento epoxi es una opción para cuando se construyan futuras barreras.

«Tenemos contratos existentes con la opción en el contrato de pintar», dijo un funcionario de CBP.

La razón detrás del acabado negro, argumentaron los funcionarios, es en parte proporcionar un contraste con el entorno natural.

Podría costar US$ 1 millón adicional por milla, dijo la agencia.

Muro negro y con puertas estilo francés

Durante una reunión en la Oficina Oval el año pasado, Trump dijo a varios funcionarios del gobierno que quería que la pared estuviera pintada de negro e incluyera puertas de estilo francés.

Los funcionarios de CBP, que no estaban autorizados a hablar oficialmente, sostuvieron que la idea de pintar barreras no es nueva.

También consideraron usar blanco, pero descubrieron que podía mezclarse con su entorno.

«Esta no es una conversación nueva sobre pintura o revestimiento. Hemos tenido eso a lo largo de los años», dijo un funcionario de CBP.

«Es difícil decir que el óxido y el negro cambian tanto, pero lo hacen porque simplemente no hay nada natural que esté pintado de ese negro».

Pero los funcionarios actuales y anteriores de la agencia argumentan que el acabado pintado tendría poca efectividad, diciendo que en gran parte se está haciendo para aplacar al presidente.

«Cualquier mejora técnica, estructural o de ingeniería que proporcione la pintura es extremadamente limitada», dijo un funcionario estadounidense.

Agregó que a largo plazo costará más volver a aplicar la pintura a medida que se desgasta.

«Las razones declaradas para pintar la pared de negro cambiaron tanto, lo único que no ha cambiado es el deseo del presidente de pintarla de negro», dijo a CNN un exfuncionario de Seguridad Nacional.

El secretario interino de Seguridad Nacional, Chad Wolf, dijo anteriormente que la administración estaba evaluando si pintar el muro fronterizo en un esfuerzo por extender su vida útil.

«Prolongar la vida útil del muro»

«¿Cómo podemos prolongar la vida útil del muro? Y si eso significa que si podemos pintarla y prolonga la vida, entonces haremos eso precisamente», dijo a periodistas en Tucson, Arizona, en mayo.

La administración está avanzando rápidamente con su objetivo declarado de construir 450 millas (más de 700 kilómetros) para finales de este año.

La mayoría reemplaza el viejo muro y en ruinas con un nuevo sistema mejorado.

Los funcionarios de CBP dijeron que están en camino de alcanzar ese objetivo, construyendo entre 10 y 12 millas (16 y 19 kilómetros) por semana.

El muro fronterizo sur ha sido una piedra angular de la presidencia de Trump.

Durante los últimos tres años, Trump ha suscitado controversia en sus intentos de recurrir a fondos militares para la construcción del muro después de que el Congreso se negó a proporcionar los fondos solicitados, planteó ideas sobre la apariencia y función del muro que sorprendieron a los funcionarios y citó regularmente la construcción en curso como un logro.

Barrera en la frontera

«Mi administración ha hecho más que cualquier administración en la historia para asegurar nuestra frontera sur. Nuestra frontera nunca ha sido más segura», dijo Trump en junio durante una visita al muro.

Desde enero de 2017, se han asignado alrededor de US$ 15.000 millones para construir aproximadamente 738 millas (1.110 kilómetros) de un nuevo sistema de muro fronterizo utilizando dinero del Fondo de Confiscación del Tesoro, Defensa y Seguridad Nacional.

Eso incluye millas que se han construido, las que aún están en construcción y millas en la fase de preconstrucción, según CBP.

Sin embargo, para alcanzar la marca de las 450 millas, el presidente ha tomado medidas sin precedentes para apuntalar fondos, incluida la declaración de emergencia nacional del año pasado.

Su administración también ha renunciado a numerosas leyes ambientales y contractuales para acelerar la construcción.

En febrero de 2019, Trump declaró una emergencia nacional a fin de obtener fondos para construir el muro.

La medida allanó el camino para que desbloqueara miles de millones de dólares en fondos federales para construir barreras adicionales en la frontera sur, sin pasar por el Congreso después de que los legisladores se negaron a cumplir con su solicitud de financiamiento multimillonario.

Este año, la Casa Blanca renovó la emergencia a pesar de una caída en los cruces fronterizos ilegales.

La miríada de formas en que la administración ha buscado obtener fondos ha provocado demandas en todo el país por parte de los estados, grupos ambientalistas y comunidades fronterizas.

En el centro de las demandas está la acusación de que la administración Trump eludió al Congreso para obtener dinero para el muro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *